Acróstico de 2014, humor

 

¡Un disparate de 2014!
 
 
Con la D de  “D - Day” ¿no será  Doris Day que metiera su dedo en el dial?
O quizás es “okey” apodar (a Orson) “rey”, pues su Wells nos da Bien en plural..?
Si fui yo o fuiste tú – o fue ¡el propio Orson Wells! – el del “si hubiera habido ¿qué hay?”
¡Ay, ay, ay!, el quejido –de haber sucedido–,  si hubiéramos ido a Hawaii!
 
 
Montesquieu??? ¡Montesco:¡él! –Capuleto ¡¡soy yo!! – mas en Shakespeare no se habla francés; y es
Ilíaco aquél, de troyano babel, que ¡con Zorba bailó a puntapiés!
 
Licenciado en humor, era Watson doctor queso mete (con el Emmental): tratamiento-sigilo que, con T (de tilo) diera mate al remedio ideal.
 
¿Capuleto, decís? o ¿Amuleto de anís? o ¿Tubito orador del To Be? ¿No será “not To Be”  si fue por frenesí que es el oso moro tunecí…?
 
Amor es, en inglés, comiquita anti-estrés, que animaba a los diarios de ayer: bobería-moraleja en desnuda pareja, dictando cómo hay que querer.
 
Toboganes y trenes y en trío del "también es" Tobago tranvía en Trinidad. Traducciones de acción de estupenda excepción que incrementan la velocidad.
 
Orihuela aunque duela, es el pueblo que vela Elegía ¡¡¡de maestría!!! en el dolor:
Resonancia a la ausencia en sublime elocuencia: el ¡no adiós! del Poeta a su amor.
 
Roca en rol,  Rock´n Roll dio en rocola el rumbear; y rumiando en patines rodó… y si digo que es rojo el rabiar del enojo: recuerdo el enredo que dio.
 
Con las erres que ¡adoro!  pues son ¡un tesoro! (y en rima corriente: ¡un ahorro!).
Viene, en zeta de zorro: un morado-chamorro y retumba la risa en socorro.
 
Evidente el final y evitando caer mal, me despido -sin más- de esta musa… que le dio por azar, en el disparatar de un rimar en semántica ilusa.